Uvas como cubitos de hielo

Estamos en temporada de uvas y por ello os presentamos un truco que puede ser interesante si no nos gusta que los cubitos de hielo nos agüen las bebidas. Podemos utilizar uvas congeladas para enfriar o mantener frías durante más tiempo ciertas bebidas.

Las uvas soportan el congelado sin necesidad de aplicarles nada y pueden ser un recurso muy llamativo a la hora de enfriar una bebida. Presentan la copa de forma más llamativa y no aguan las bebidas, por lo que es ideal para vino, cava u otras bebidas similares.

Hay que tener en cuenta que las uvas no enfrían tanto como los cubitos de hielo, por lo que deberíamos mantener el vino fresco durante más tiempo o poner muchas uvas. Y después de beber, podremos comernos las uvas.

Print Friendly